Un hotel rural con sabor canario


Hoy os quiero hablar de un lugar muy especial que tuve la oportunidad de visitar hace algunos meses, se trata del Hotel Rural Maipez, el lugar donde sueño dar el <<si quiero>>. Aquel día tuve esa extraña sensación, las misma que seguro han tenido todas las novias cuando encuentran EL vestido. <<Ya está, ya lo sé… éste es EL sitio>>.

¿Por qué aquí? Pues porque está a un paso de la ciudad de Las Palmas y a la vez, en plena naturaleza, concretamente en el seno del Barranco Guiniguada muy cerca de donde pasé los mejores años de mi infancia en la casita de mis abuelos.

Se trata de una antigua casona canaria de principios del siglo pasado, custodiada por un precioso laurel de indias de casi 200 años de antigüedad y que ha sido rehabilitada cuidando todos los detalles para que no perdiera su encanto. Un lugar que conserva todo el sabor rural, el mejor enclave para celebrar con familiares y amigos uno de los días más felices de tu vida.


Al frente del hotel está Pablo Sicilia. En 2004, su familia se hacía con el terreno y la casona principal iniciando así la aventura como Hotel Rural. Tras las primeras reformas, se celebraba también la primera boda en 2007. 
Hoy en día, el hotel cuenta con siete habitaciones dobles, una doble con terraza, dos suites, salón, comedor, terraza y restaurante. Para conservar el carácter canario, todas las habitaciones tienen el nombre de 10 municipios gran canarios; Santa Brígida, San Mateo, Santa Lucía, Agüimes, Tejeda, Agaete, Arucas, Artenara, Mogán y Teror.

Celebrar tu boda en el Hotel Rural Maipez:


Actualmente, el hotel acoge entre los meses de marzo a noviembre, nada más y nada menos que 44 bodas así que, novias del 2015… ¡vayan cogiendo sitio! ¿Cuál es la clave del éxito? le pregunté. “La base principal de nuestro éxito es la familiaridad, intentamos que cada persona que nos elije se sienta como en casa. Cuando confían en nosotros para disfrutar de un día tan importante como una boda, un cumpleaños, una comunión o cualquier otra ocasión, no ponemos restricciones. Les damos todas las facilidades que están a nuestro alcance y accedemos a todas las peticiones de los novios porque son ellos los que deciden cómo quieren que sea su boda”.

El hotel cuenta con cocina propia y dispone de unos menús diseñados con mucho mimo, elaborados con productos de calidad para satisfacer todos los gustos. Bajo previa petición, los novios están invitados a degustar los menús que ofrece el hotel. Los acompañantes pueden hacerlo abonando solamente la mitad del precio del menú.



Escribiendo este post, me he dado cuenta que resulta un poco complicado que os hagáis una composición de lugar o simplemente una idea de todo el emplazamiento a través de imágenes (ahora pienso que debería haberlo grabado en video). En fin, trataré de describirlo de la  mejor manera posible para que no os perdáis ningún detalle. ¡Comenzamos! 



El hotel cuenta en su entrada con una zona de aparcamiento con capacidad suficiente para albergar los coches de los invitados, buses y micro buses. A la izquierda, hay una zona ajardinada con piscina donde por lo general suele celebrarse el cóctel aunque también tienen lugar bodas civiles e incluso el banquete. Junto al hotel, se encuentra el Salón Guiniguada. Aquí se celebran bodas más pequeñas, con un menor número de invitados y que también hace las veces de discoteca.



ANTES: Imagen tomada el día de mi visita

DESPUÉS: Salón Guiniguada convertido en pista de baile

Salón Guiniguada como banquete y cóctel en el jardín

Salón Guiniguada


En la zona alta, encontramos otro cenador, Roque Nublo que también alberga bodas más íntimas. Lo que más me gusta son los de rincones mágicos que esconde el hotel, sobretodo las posibilidades que ofrece, donde se adaptan a todos los tipos de celebraciones, desde íntimas y familiares hasta las más multitudinarias.

ANTES: Imagen tomada el día de mi visita
DESPUÉS: Salón Roque Nublo
Al otro lado, el jardín del Salón Tamababa (principal) el único integrado en la fachada del hotel


La Suite Santa Brígida está reservada para los novios  que por cortesía del hotel, pasan allí la noche de bodas. Como os decía al principio he sentido una conexión especial con este lugar, una especie de señal. De pequeña pasaba los veranos en ese mismo lugar, en Santa Brígida, donde viví los mejores años de mi infancia y es por esa razón que esa habitación tiene un significado especial.



Alojamiento de invitados:



La piscina:



Por la zona de atrás, bajando unas escaleras encontramos el Rincón Canario un inmenso jardín especial para ceremonias. Me pareció un espacio precioso, con mucha magia. 

ANTES: Imagen tomada el día de mi visita

video
video


Las Reformas: un antes y un después


Maipez Hotel Rural
Carretera de La Calzada, 104, Las Palmas de Gran Canaria
Teléfono: 928 287 272  
info@hotelmaipez.com

Imágenes: Sweet Bodas, Pablo Béglez  Reflejos Digitales Raquel Cavero








1 comentario:

  1. Aaaay pero qué cariño le tengo a este hotel!! Si es que veo las fotos y me entran escalofríos! Por cierto, que no había visto cómo estaba antes! Menudo cambio! :)

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por tu comentario!