Highlights boda B&D en El Escorial



Cuando llegó a mis manos la boda de B&D supe que tenía que publicarla en el blog. Sara Lozano es Wed & Bazaar una empresa de bodas y eventos con sede en Salamanca. Ella fue la responsable de toda la organización y decoración de la boda.



El vestido de la novia con casi dos metros de cola, fue diseñado por Eduardo Ladrón de Guevara "Enseguida supo captar lo que quería, ser una novia sencilla, cómoda pero sin dejar de ser LA NOVIA. Desde pequeña quise un vestido con la espalda descubierta y sin decirle nada, lo dibujó, supe que era él cuando ví ese boceto. Elegimos una tela rústica en un blanco roto. Añadimos encaje y plumeti entrelazado en la parte del pecho que acababa en la espalda".



Las sandalias de oro de Jimmy Choo, fueron un regalo del novio. "Una novia tiene que llevar los zapatos más maravillosos del mundo y sé que estos eran los que querías". 


Tanto el maquillaje como el peinado estuvo a cargo de Mayte Lucas. Beatriz escogió una trenza con un trozo de encaje de su vestido y margaritas, la primera flor que David le regaló, detalle del que se dio cuenta nada más verla en el altar.


El novio vistió Chaqué, camisa y corbata de Carolina Herrera.


Como decía al principio, de la decoración de la boda se encargaron More Than Events y su Weddig Planner, Sara de Wed & Bazaar. "Tuvimos mucha tranquilidad de saber que todo estaba bajo control gracias a un equipo de profesionales. Es básico contar con gente así, sabes que nada va a salir mal".



Mi padre falleció en Julio, no pudo ser él quien me acompañase al altar. El padrino, fue mi cuñado Guillermo, el marido de mi hermana mayor, quien no pudo estar más atento y más encantador, un padrino 10 que hizo que ese paso fuese menos duro de lo que iba a ser."


Una boda cargada de sorpresas… Antes del banquete se emitió un vídeo de su historia de amor por Render Emotion que grabaron en Formentera, donde el novio le pidió matrimonio.


“De pequeña mi padre y yo vimos juntos la película El padre de la novia. La protagonista, en su boda llevaba unas zapatillas regalo de su padre. Él me prometió que cuando me casara, yo también tendría las mías (adoro ir en zapatillas!) así que mi madre, mis hermanas y mi amiga María diseñaron las mejores zapatillas de novia que se pueden tener, no les faltaba ningún detalle... encajelazoperlas y un poco de plataforma para no arrastrar mucho el vestido”.


La nota divertida la puso Jaime Arroyo, un monologuista regalo de los primos y la hermana del novio, una sorpresa que no esperaban y que hizo reír a todos los asistentes contando travesuras de cuando eran pequeños.


Lugar de la boda: Finca El Campillo - Fotografía: Ruth Roldán 

2 comentarios:

  1. Que boda mas linda y sencilla, la novia luce radiante, tenéis unas fotos muy buenas de la boda, en especial las que aparecen los novios juntos. Enhorabuena para esta pareja.

    ResponderEliminar
  2. Una boda preciosa, ademas de los detalles, el sitio...increible.

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por tu comentario!